Miss Ibi, un Ibiza muy especial

SEAT logo
Me encanta la nueva campaña de SEAT. Me alegra que el fabricante español haya creado un hasthag contra la teletransportación (#noalateletransportación). Los que disfrutamos de los viajes por carretera no queremos que el futuro nos brinde algo que ahora mismo parece inalcanzable. Trasladarse de un lugar a otro en décimas de segundo puede estar muy bien cuando uno tiene prisa, pero en condiciones normales nunca será capaz de reemplazar las emociones que se viven viajando sobre cuatro ruedas, recorriendo lugares repletos de paisajes y anécdotas inolvidables. ¿Estás de acuerdo conmigo?

Un fiel compañero de viaje

Si todavía tienes dudas sobre lo que es mejor, las resolverás viendo el tercer vídeo de esta iniciativa tan loable. Primero fue el periplo sudamericano de Inés y luego fue el turno de Vanman. Ahora es Miss Ibi el que nos conmueve y lo hace gracias a sus antiguos dueños, dos hombres que decidieron emprender un largo viaje tras comprarse un SEAT Ibiza de segunda mano que nunca les defraudó. Todo lo contrario; siempre estaba allí para protegerles, para ser uno más de la familia.

¿Habrá una segunda parte?

Es una pena que tuvieran que despedirse de Miss Ibi en París porque el vínculo que se había creado era muy fuerte. Ahora le echan de menos y le han dedicado una canción para recordarle, pero saben que nunca volverán a vivir algo igual. ¿O sí? La libertad del ser humano no se termina y la alegría se puede recobrar viajando en coche, así que ahora mismo se están planteando la posibilidad de escribir la segunda parte de una historia que a cualquiera le gustaría vivir en su pellejo.

Cuéntales la tuya

Si tú también eres de los que disfrutan del viaje y tienes una historia interesante por contar, puedes hacerlo accediendo a la página web de SEAT, donde encontrarás un formulario que te permite narrar tu experiencia en un máximo de 300 palabras pudiendo utilizar una imagen o un vídeo. Rodarán las cuatro que más les gusten para que todo el mundo pueda conocerlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *